Atentado terrorista en Parsons Green en Londres impone cambiar estrategias antiyihadistas

Publicado: 2017-09-15   Clicks: 744

        Geopolítica

     Isis-Estado-Islamico smallEl atentado terrorista perpetrado por una célula de ISIS en la estación Parsons Green del sistema de metro de Londres, reafirma una vez más que los yihadistas están en guerra contra la cultura occidental, que las medidas de seguridad siempre serán insuficientes para neutralizar este tipo de acciones y que la mas probable forma de evitar ataques terroristas en lugares concurridos, será la infiltración directa de los servicios de inteligencia en la fuente de la agresión, el comprometimiento medible y verificable de las comunidades musulmanas para identificar y neutralizar a los yihadistas, que hasta la fecha en todos los casos se relacionan con líderes religiosos en mezquitas y con células organizadas por terroristas que antes viajaron a entrenarse al Medio Oriente o al Norte de África .

    En reiteradas ocasiones se ha repetido que la solución debe partir de medidas activas y pasivas, no de suposiciones ni mucho menos de justificaciones, tales como presuntos aislamientos de las comunidades islámicas por parte de los países occidentales que los han recibido, o de racismos. Esto  es apenas una parte.

    El problema debe mirarse, tratarse y resolverse en conjunto. Mientras pervivan celos internos e internacionales por parte de los organismos de seguridad para coordinar y compartir informaciones de inteligencia, o mientras hasta la disculpa que por insuficiencia de medios, no se hicieron seguimientos continuados a personas sindicadas de pertenecer a células terroristas, los imames radicales y las células terroristas islámicas diseminadas por el planeta, perpetrarán nuevos atentados, y por fuerza de repetición la situación se tornará cíclica y consuetudinaria.

    Algunos analistas aseguran que el atentado terrorista de hoy en Londres contra un vagón del tren en la estación de Parsons Green, no es emblemático porque el lugar no hace parte de la lista de sitios emblemáticos de la capital británica. Esta postura es desfasada y carente de enfoque, por desconocimiento de la mentalidad de los terroristas islámicos y las directrices que reciben de los jefes del autodenominado califato.

    La verdad que no importa que tan emblemática sea la estación del metro londinense Parsons Green. Lo que importa es que soldados del califato islámico atentaron contra el enemigo infiel en el corazón de su poderío, y que además es la quinta vez que lo hacen este año, contra un país que ha causado mucho daño a la umma por medio del coloniaje, la expoliación de recursos y el desconocimiento del islam extremista, como única religión valedera o legítima, pues las demás son apostasía e infidelidad.

    Dicha realidad, sumada a otras acciones terroristas ocurridas en los últimos años en Estados Unidos, Australia, Canadá, Europa e inclusive en Rusia, Indonesia, India, Bangladesh, el África o Filipinas, infieren que apesar de los ingentes esfuerzos militares contra ISIS, Al Qaeda y los talibán en el Medio Oriente, el Norte de África y Asia Meridional, la dirección espiritual y el músculo financiero yihadista sunita asentados en el Golfo Pérsico, siguen intactos y empeñados en multiplicar el yihadismo como forma válida de guerra para legitimar su añorado califato mundial islamista.

     Debido a las erosiones propias de la diversa gama de opiniones en el denominado mundo libre y las constantes defensas de los derechos humanos que incluyen a los musulmanes asentados en los países occidentales, los gobiernos afectados, la academia, los analistas de opinión política e inclusive las fuerzas de seguridad comprometidas en la neutralización del yihadismo, parecerían estar en un nivel inferior al reto y lo que es más lamentable a la zaga de la iniciativa político-estratégica que está en manos de los yihadistas.

     Este quizás es el más claro mensaje que se puede inferir de lo sucedido en la estación Parsons Green de Londres, que en esencia es la repetición de la oleada terrorista contra occidente, en otro escenario y con otros medios, pues al parecer en este ataque se pretendía generar un incendio de enormes proporciones en el tren, explosiones y un gigantesco martirio de infieles occidentales.

    Por lo tanto, el atentado terrorista ocurrido el 15 de septiembre de 2017, en la estación del metro de Parsons Green en Londres, impone cambiar estrategias antiyihadistas. De lo contrario la espiral repetitiva de este tipo de acciones continuará creciendo en los cinco continentes.

 

Coronel Luis Alberto Villamarín Pulido

Especialista en Defensa Nacional, Estrategia y Geopolítica

www.luisvillamarin.com

El coronel Luis Alberto Villamarín Pulido es autor de 33 libros y más de 1200 artículos relacionados con su especialidad, además de ser panelista invitado en diversos medios internacionales de comunicación y analista permanente de CNN en español.
   Para leer los libros escritos por el coronel Villamarín, haga click aquí.

 

 

Lectores de Geopolítica del Terrorismo Islámico  también leyeron:

operacion odiseoimagen operacion sodomaimagen operacion jaqueimagen complot contra Colombiaiamagen el cartel de las Farc (II) imagen en el infiernoimagen selva rojaimagen in hellimagen ¿Ceso la horrible noche?imagen drama pesadilla y espectaculoimagen deyanira canto de guerra y pasimagen condor en el aireimagen farc terrorismo na amaerica do sulimagen la silla vaciaimagen el eln por dentroimagen ganar la guerraimagen conexion al qaedaimagen isis estado islamicoimagen narcoterrorismo la guerra del nuevo sigloimagem primavera arabeimagem guerra sicológica


Lea mas acerca de Geopolítica del Terrorismo Islámico por Luis Alberto Villamarin Pulido

Reciba gratis noticias, articulos y entrevistas

* indicates required

Maintained and Created by: { lv10 }

LuisVillamarin.com, 2015©